Buscar
  • Emanuel Pagés

ELECCIONES PASO 2021. UN ESCALÓN HACIA 2023

Actualizado: 23 nov 2021

Distrito elegido: Provincia de Entre Ríos

Las elecciones PASO 2021 se desarrollaron en el territorio provincial durante una jornada tan soleada como calurosa, rasgo que contrastó con las pálidas campañas que pudimos observar de los espacios y sus precandidatos. Los resultados sorprendieron a algunos desprevenidos pero más por lo abultado de los guarismos que por la ubicación entre los primeros y los segundos (22 puntos).


Para poner en contexto, en Entre Ríos se eligen cinco (5) diputados nacionales, para reemplazar a los que se les termina su mandato en el Congreso de la Nación Argentina. Actualmente, de los cinco diputados en funciones, tres pertenecen a la oposición (Ex Cambiemos) y dos al oficialismo nacional (Frente de Todos). Con los resultados del domingo, sólo la candidata Carolina Gaillard (segundo lugar en la lista del Frente de Todos) podrá renovar su banca, ya que Atilio Benedetti (Juntos por Entre Ríos), fue desplazado por Pedro Galimberti del tercer lugar en la lista ganadora que encabeza Rogelio Frigerio.


En el mismo orden, sumamos algunos datos que completan el escenario político electoral. El nivel de participación de domingo, fue unos de los más elevados a nivel nacional alcanzando un 72,3%, lo que equivale a que 800.807 entrerrianos concurrieron a sufragar (de un total de 1.114.019). Esta cifra se destaca porque la pandemia y el COVID aún generan ciertos temores en la población y no sabíamos a ciencia cierta cómo influiría en actos eleccionarios. De todos modos, cabe destacar que el ritmo de vacunación y gran parte de los ciudadanos de la provincia han recibido sus respectivas inoculaciones, lo que se traslada a la disminución de los miedos personales.


Quienes entraron al cuarto oscuro tenían diez (10) boletas donde debían elegir si participaban de una interna o simplemente le daban su voto de confianza a alguna otra opción. La oferta constaba de tres listas para Juntos por Entre Ríos, dos listas para el Partido Socialista, una lista para el Frente de Todos, una para el MST-Nueva Izquierda, una para el Movimiento Al Socialismo (MAS), una para Entrerrianos por la Vida y una para el partido FE.


A la luz de los resultados, nos arriesgamos a destacar algunos puntos sobresalientes que dejaron las PASO 2021 en la provincia:

  1. Las internas, en la mayoría de los casos, fortalecen a las coaliciones. En el caso de Juntos por Entre Ríos, se suman otras variables como el nivel de conocimiento de una las principales figuras (Frigerio), los acuerdos logrados por el ex ministro con otros sectores y el rol de la UCR en presentar una fórmula puramente radical que renueve candidaturas provinciales a futuro.

  2. La victoria de Juntos por Entre Ríos (ex Cambiemos y JxC) es la cuarta consecutiva a nivel nacional en Entre Ríos (2015, 2017, 2019 y PASO 2021). En esta oportunidad la contundencia fue tal que los 17 departamentos de la provincia se tiñeron de color amarillo (color que históricamente representó al PRO).

  3. Vinculado a los puntos dos y tres, el 31,86% logrado por la lista de Pedro Galimberti (Juntos por Entre Ríos), fuerza la modificación de la lista definitiva del espacio para las elecciones generales del 14N. Es decir que la boleta tendrá a Frigerio como cabeza de lista y en tercer lugar entra Galimberti. ¿Qué podemos inferir de este dato? Que se fortalece la lista y evita la posible fuga de votos de la coalición (ambas listas obtuvieron 384.699 sufragios).

  4. La dura derrota del Frente de Todos (171.413 votos de diferencia en la comparación entre las coaliciones), representa un golpe duro a las aspiraciones de lograr una sexta gobernación del Partido Justicialista en el 2023 (las ambiciones personales del candidato Cresto son conocidas en el ambiente). No ocurría este suceso desde el 2011, año en que el Justicialismo sacó de la cámara de senadores a la oposición. Otro dato es la fuga de aproximadamente 96.000 votos en este espacio entre PASO 2019 y PASO 2021.

  5. La promocionada y difundida “apatía electoral” no sólo es una descripción que mencionan algunos candidatos, ya que el voto en blanco y los nulos suman el 6,06%. Nuevamente nos preguntamos ¿Qué puede significar esto? No hay una única respuesta, pero podemos inferir que casi 50.000 entrerrianos (48.637 para ser exactos) no se sienten representados por la oferta electoral existente. La cifra se convierte en la “cuarta fuerza” más elegida en Entre Ríos.

  6. El triunfo del domingo pasado de Rogelio Frigerio lo legitima como un serio competidor a desembarcar en la Casa Gris en el 2023. Se trata de un candidato de característica dialoguista, con vocación de lograr acuerdos y un elevado nivel de conocimiento en el territorio. Es cierto que falta mucho tiempo y cualquier cosa puede pasar, pero lo cierto es que ganó el primer round contra el también aspirante, Enrique Cresto (nieto del fallecido ex gobernador homónimo).

  7. La nacionalización de las elecciones complican a los oficialismos locales, más aún cuando la imagen presidencial y la valoración de su gobierno se deterioran paulatinamente, cimentada por hechos de público conocimiento (contradicciones y disputas internas, vacunación VIP, festejos de cumpleaños en cuarentena, entre otros). La credibilidad es un valor que se debe sostenerse de la mano de la confianza.

  8. Por último, vale señalar que todas las listas alcanzaron el 1,5% de los votos válidamente emitidos en el distrito provincial que se necesitan para llevar los candidatos a las elecciones generales. Es decir que, sorteadas estas internas, en noviembre habrá 7 boletas. Esto es un argumento que evitaría las posibles fugas de “votos opositores”.

Sin ánimo de cerrar las reflexiones sobre las PASO 2021, es oportuno incluir en el análisis algo que quizás no sea menos importante: la propia realidad que perciben los ciudadanos y que muchas veces la esfera política no atiende de diversas maneras. Por caso, seguir aludiendo a responsabilidades ajenas en problemas que se profundizan como la inflación, la desocupación, la pobreza y la vivienda solo por mencionar algunos. Para ser más precisos, que los mensajes políticos no condigan con los verdaderos deseos de los votantes, refuerza la distancia entre dirigentes y ciudadanos, como si vivieran en mundos paralelos, entre lo real y lo virtual. Siempre aparece la famosa excusa “la culpa es del otro”.


En la tierra de Justo José de Urquiza y Francisco Ramírez el escenario político sufrió un impacto de dimensiones aún desconocidas, mientras tanto, de repetirse en las elecciones generales del 14N similares resultados, la distribución de poder en el Congreso de la Nación Argentina por parte de los representantes entrerrianos seguirá igual, pero con una particularidad, habrá entre dos y tres aspirantes con vocación de aterrizar finalmente en la gobernación provincial.

27 visualizaciones0 comentarios